La arquitecta, fotógrafa y docente Luciana Passerini impulsa un proyecto urbano para la creación de un espacio físico que permita reposicionar los ensayos de la Estudiantina de Posadas en lugares no urbanos más abiertos y amables.

Volvieron los ensayos de la Estudiantina y se reavivó la polémica por el ruido que se genera en distintos puntos de Posadas.

En este contexto la arquitecta, fotógrafa y docente Luciana Passerini propone un proyecto urbano para la creación de un Estudiantinódromo y un documental para visualizar la problemática con el objetivo de “tomar conciencia y ser responsables empáticos” acerca de la contaminación sonora.

“Vengo investigando esta problemática, reflejo social, desde hace cinco años. La intención es visibilizar lo que está naturalizado y normalizado y que la ciudad entienda y pueda comprender, poniéndose en el lugar del otro, que 80 decibeles en el interior de las viviendas que producen los ensayos de la Estudiantina, de lunes a lunes durante 5 meses, tres horas diarias, es insalubre cuando la Organización Mundial de la Salud (OMS) alega que pasando 60 decibeles puede perjudicar notablemente la salud en tiempo y forma”, expresó Passerini.

Es así que nace la idea de la creación de un espacio físico para reposicionar los ensayos de la Estudiantina de Posadas en lugares no urbanos, más abiertos, sin masa edilicia ni desarrollos habitacionales y libre de aglomeraciones; situado en un sitio propicio para una mejor ecuación entre diseño contemporáneo y sostenibilidad.

Este concepto se materializa a través de tres criterios: favorecer el vínculo entre las personas y la naturaleza, cuidar el medio ambiente a partir del uso responsable de la energía y generar un impacto social y cultural positivo en la comunidad.

Mediante la Asociación Amigos del Estudiantinódromo (AAE), de la cual Passerini es presidente, buscan aunar voces y fuerzas destinadas a fomentar el beneficio social, sumar equipo, voz y voto a esta propuesta a través de la página de Facebook estudiantinodromoposadas o mediante el mail estudiantinodromopoadas@gmail.com.

Enfatizó además que “el proyecto está pensado para los estudiantes, muy maltratados desde su ubicación sin instalaciones sanitarias. Llevan arrastrando chanchas por la ciudad lo que implica el desmejoramiento de tránsito y es casi una tracción a sangre el traslado de esos instrumentos que podrían estar resguardados en algún lugar”.

Ante esta situación, el Estudiantinódromo se presenta como una obra singular y de características especiales, con el fin de albergar, ordenar y contener a los colegios secundarios participantes, con todo lo que ello implica, y que no se encuentre en contradicción con un entorno saludable.

Sostienen que puede servir ante demandas y visión futurista de crecimiento local, actividades culturales e intereses turísticos, además de convertirse en un ícono urbano y en el epicentro de la fiesta para ofrecer a la ciudad. El proyecto audiovisual “Estudiantinódromo” está pensado para visibilizar y concientizar lo que ocurre con perspectivas de construcción en y para la ciudad y de un acuerdo colectivo para generar espacios más amables con el ambiente, las demás personas y con uno mismo.

“Es necesario educarnos, explorar y promover el civismo acústico y ser ambientalmente conscientes, socialmente equitativos, económicamente responsables y culturalmente comprometidos”, se expresa en el proyecto.

Nueva planificación

Una nueva planificación puede desempeñar un papel importante para disminuir los niveles de ruido en la ciudad. La acción de reposicionar los ensayos en lugares sin masa edilicia ni desarrollos habitacionales y situarlo libre de aglomeraciones, es una cuestión de organización y reordenamiento.

Cabe mencionar que existe un proyecto de ordenanza para la creación de un “Polo Recreativo Cultural”, bajo el expediente Nº 2412-P-17, presentado en el Concejo Deliberante de Posadas hace tres años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *