Incluso los menores de 60 con síntomas no recibirán diagnóstico por laboratorio sino clínico, a partir de la evaluación médica. En todos los casos, deberán cumplir aislamiento.

Los centros de testeos rápidos de todo el país y también de Misiones ya no testean a las personas sin síntomas de COVID-19 y sólo hisopan a dos grandes grupos de pacientes con síntomas: mayores de 60 años con factores de riesgo y personas no vacunadas que ya cumplieron siete días de aislamiento y, en caso de dar negativo, podrán volver a sus actividades antes de los 10 días extremando las medidas de prevención.

¿Qué pasa con las personas que tienen síntomas y tienen menos de 60 años?. ¿Y los contactos estrechos sin síntomas?. Deben aislarse y no ir a los centros de testeos.

Al respecto, el ministro de Salud Pública Oscar Alarcón precisó que “los contactos estrechos vacunados y sin síntomas deben aislarse cinco días y después ya pueden salir pero deben cuidarse con elementos de protección personal (barbijos, distanciamiento social y alcohol en gel), evitar aglomeraciones, contactos sociales masivos y reuniones en lugares cerrados. En ningún caso tienen indicación de testeo”.

No obstante, señaló que “es diferente la recomendación para el contacto estrecho con síntomas sin vacuna que también tiene que aislarse, en este caso siete días, y al séptimo día tiene que testearse y si da negativo recién termina su aislamiento y debe extremar todos los cuidados hasta completar los 10 días”.

Diagnóstico clínico

El funcionario precisó que los que tienen síntomas, son menores de 60 años y no tienen comorbilidades deben aislarse: “cinco días para los que tienen vacunación completa y diez para los no vacunados (siete días, con test negativo al séptimo día)”.

En tanto, “si es mayor de 60 años, con síntomas y comorbilidades sí tiene indicación de testeo”. Remarcó que “en todos los casos, las personas que tienen síntomas y dificultad para respirar deben consultar con urgencia al médico”.

El objetivo de esta nueva normativa es que los que no tienen riesgo y los contactos estrechos “se queden en sus casas aislados y no se aglomeren en los centros de testeo”. No se requiere el resultado de laboratorio para confirman un caso positivo de COVID-19.

“El diagnóstico puede ser clínico y epidemiológico… si mi señora es positivo y yo vivo con ella, me aíslo cinco días, si estoy vacunado. Si comienzo con síntomas, me contacto con mi médico de cabecera o pido una teleconsulta médica a través de Alegra MED Misiones y recibiré un diagnóstico clínico epidemiológico. Se cuenta como primer día de aislamiento desde que le dieron positivo a mi señora”, ejemplificó Alarcón.

Para volver al trabajo

Según indicó el Ministro, “el esquema de vacunación completo disminuye el tiempo de transmisibilidad del virus de dos a cuatro días, por eso el Consejo Federal de Salud (COFESA) redujo a cinco días el período de aislamiento del contacto estrecho vacunado”.

Advirtió además que “con esta normativa no hace falta que el trabajador presente un test negativo para reincorporarse a su puesto de trabajo, si está vacunado puede reincorporarse al quinto día, siempre extremando las medidas los siguientes cinco días”.

Al ser consultado sobre el impacto que tendrá en el sector laboral el aumento de los positivos, los contactos estrechos y por ende la cantidad de personas aisladas, Alarcón indicó que “claramente, con este nuevo sistema tendremos más personas aisladas sin saber si son positivos, pero el objetivo es evitar la circulación de personas porque se aislarán los que realmente son positivos y también muchas personas negativas”.

Vale que decir que, aunque cambió el paradigma de los testeos, se mantiene el aislamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *