La medida anunciada este martes incluye la prohibición de ingreso a las Islas Sandwich del Sur sin permiso.

El Gobierno británico de las Islas Malvinas designó a todo el territorio de las Georgias y Sandwich del Sur como “áreas especialmente protegidas” para conservar el ecosistema terrestre y marítimo, medida que incluye una prohibición total de ingreso al último grupo de islas.

La Gobernación de las denominadas Antillas del Sur, que responde también a las autoridades británicas de Malvinas, estableció la protección total de más de 3.800 kilómetros cuadrados y complementa el Área Marina Protegida, que cubre la totalidad de la zona marítima de 1,24 millones de kilómetros cuadrados.

“En conjunto, estas áreas protegidas serán un ejemplo en la gestión holística de los ecosistemas, el uso sostenible y la protección de clase mundial”, destacaron las autoridades designadas por la Corona británica.

Particularmente, la medida anunciada este martes incluye la prohibición de ingreso a las Islas Sandwich del Sur sin permiso y “sienta las bases para medidas de protección mejoradas en Georgia del Sur, que serán objeto de más consultas”, agregó el comunicado oficial.

La orden de protección ambiental fue firmada por el ahora ex gobernador británico de las Islas Malvinas Nigel Phillips, ya que también poseía el cargo de comisionado para las Georgias y Sandwich del Sur.

Al respecto, la ministra responsable de los Territorios Británicos de Ultramar, Amanda Milling, destacó que la Gobernación kelper “ha dado pasos tremendos para revertir los impactos de la explotación humana desenfrenada en las islas” y aseguró que el Foreign Office “continuará trabajando en estrecha colaboración” con las autoridades del archipiélago “para apoyar la implementación del Área Terrestre Protegida y mejorar la protección de las Islas Georgias del Sur y Sandwich del Sur”.

Al igual que las Malvinas, las Georgias y Sandwich del Sur forman parte del conflicto entre la Argentina y el Reino Unido, ya que se encuentran ocupadas por la nación europea de manera ilegal y son reclamadas como territorios que integran la provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur.

Incluso, durante la Guerra de Malvinas, parte de las acciones militares se desarrollaron en las Georgias del Sur: allí se encuentra enterrado el suboficial primero del submarino ARA Santa Fe Félix Oscar Artuso, el único argentino que descansa en el suelo del cementerio de Grytviken.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.